¿Qué es un implante Dental?

Un implante dental es un dispositivo sanitario de titanio que se usa para sustituir la raíz de un diente.  Se coloca en el hueso, donde se alojaba antiguamente la raíz del diente perdido.  Una vez que el implante se ha integrado en el hueso que lo rodea podemos colocar una corona sobre él, simulando así un diente nuevo.

Cuando clínicamente sea viable el implante dental, es sin duda alguna, la mejor opción en la actualidad.

¿Siempre se puede colocar?

En la mayoría de los casos sí se puede.  En ciertas circunstancias habrá que colocar hueso o hacer algún otro tipo de cirugía que le indique el Doctor para poder realizar el tratamiento.

Será necesario tener una boca sana y saludable sin infecciones ni enfermedades.  Si fuese necesario se restauraría la salud oral antes de proceder a la colocación del implante.

¿los implantes dentales se pueden colocar el mismo día de la extracción de la pieza?

En aquellos casos que el diente que vayamos a extraer no tenga ningún tipo de infección y lo consideremos adecuado se podrá realizar en el mismo momento.  Igualmente, casi seguro, tendremos que esperar unos tres meses antes de colocar la corona definitiva en el diente evitando así una sobrecarga y una inadecuada osteointegración (unión del implante al hueso) que pudiese llevar al fracaso del implante dental.

En casos aislados será posible la colocación del implante y de la corona a la vez.  Serán casos en los que el diente no soporte ninguna carga masticatoria, aunque siempre existe más riesgo.  Su doctor le indicará si esto es posible o no.

¿Cuánto tiempo hay que esperar para que se integre un implante Dental (se una al hueso) antes de colocar la corona?

Habitualmente un implante de titanio suele osteointegrarse en unos tres meses desde su colocación.  Es importante evitar el tabaco ya que ralentiza el proceso.  En algunos casos donde hayamos tenido que colocar hueso o hacer una cirugía más compleja será necesario más tiempo.

¿En qué consiste el proceso?

El proceso consiste en un estudio previo mediante radiografías (a ser posible en 3D) y escáner de la boca.  El cirujano estudiará el hueso sobre el cual se colocará el implante observando así de cuanto espacio dispone.

Existen diferentes tamaños para el implante y dependiendo de la cantidad y calidad de hueso que tengamos podremos optar por el de mayor tamaño posible.

Si se cree que hay poco hueso se estudiarán posibilidades de injertos de hueso u otras cirugías que cambien la situación a nuestro favor.

También se estudiaran posibles estructuras anatómicas como nervios que estén en nuestro camino y la angulación para la colocación del implante dental.

Una vez realizado el estudio se planificará la cirugía.  Ese día se anestesia la zona y se hace una pequeña incisión sobre la zona a colocar el implante.  Se fresa el hueso y se coloca el implante.  Se sutura la zona y el paciente se va a casa a descansar.

Aproximadamente unos tres meses después se coloca la corona sobre el implante, devolviéndole al paciente su función tanto masticatoria como estética.

En algunos casos son varias piezas las que el paciente no tiene en boca.  Mediante varios implantes, no necesariamente el mismo número que piezas ausentes, se crea un soporte para la prótesis dental.

La ventaja ante las prótesis removibles de toda la vida es que estas quedan fijas en la boca evitando así la sensación tan incómoda de movilidad de la prótesis a la hora de hablar o de comer, ahorrándonos la incomodidad de pastas fijadoras etc.

¿El implante dental duele?

Aunque estemos hablando de un acto quirúrgico no debemos asustarnos y pensar que va a ser más doloroso que otros tratamientos dentales que nos hayamos podido hacer.

Una extracción compleja o una endodoncia puede ser más doloroso. Como con cualquier tratamiento la anestesia juega un papel importante. Una vez tengamos la zona bien anestesiada no sentiremos ningún dolor al colocar el implante.

¿Los implantes dentales se pueden colocar a cualquier edad?

Ser demasiado joven puede ser un impedimento a la hora de colocar un implante. Es importante que el paciente haya terminado por completo el crecimiento óseo.

Es decir si un chico de 14 años pierde un incisivo central por un traumatismo por ejemplo, será imprescindible esperar a los 18 o 20 años de edad para colocar un implante.

Sino, podrían haber graves secuelas porque el hueso donde se colocó el implante sería el único que no crecería y se quedaría como esta. A partir del final del crecimiento podremos colocar un implante a cualquier edad teniendo en cuenta que se trate de un paciente sano.

No te pierdas el podcast de la entrevista al doctor Sergi Pampols sobre los implantes dentales en radio COPE.

Video sobre implantes Dentales:

Pide tu consulta para un implante dental en centro odontológico Internacional Majadahonda

Su nombre (requerido)

Su e-mail (requerido)

Asunto

Su mensaje

He leído y Acepto la política de privacidad.
El Objeto de este Formulario es que pueda ampliar la información que solicita y posteriormente, pueda recibir información y promociones sobre nuestros productos y servicios.nunca spam ni de manera constante.

 

Resumen
Fecha de Publicación
Nombre del artíciulo
Implante dental
Evaluación
51star1star1star1star1star